jueves, 20 de septiembre de 2007

CON LA PIEL VESTIDA EN EL FUEGO DEL SOL..


“Te esperaré encendida.
Mi antorcha despejando la noche de tus labioslibertará por fin tu esencia creadora.

¡Ven a fundirte en mí!El agua de mis besos, ungiéndote, dirá tu verdadero nombre.”
Ernestina de Champourcin (España)




El silencio y tu voz
me invitan al armónico ritual del deseo.

un deseo suave,
que me envuelve de humedad y aromas
para evocar ese roce que quiere excitarme

mírame desnuda
hacedor de los dulces cansancios…

Acariciame…
con la dulce sospecha
que mi vientre sea receptáculo de tu salada lluvia
naciendo infinitos espirales,



Soy lluvia de rocío,

secreta y dulcísima,


Y me deshojo, como alma renacida

en esta desnudez de besos en la piel.


… no quiero esquivar el camino que ambos conocemos y seré tuya con la piel vestida en el fuego del sol..

¡Ven a fundirte en mí!,
En una batalla de labios y de cuerpos
¡Que tus manos acaricien mis nácares y estrellas!

desenvaina tu espada, como un guerrero iluminado
de sol,arenas y fuegos perpetuos
para socavar muy hondo
en la estrecha bifurcación de los sentidos


…Ser en ti es convertirme en cuerpo sin forma, alma pura, habitando nuevos cielos…



PILAR GONZÁLEZ
19/9/2007


No hay comentarios.: